ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Suscríbete y recibe nuestras últimas novedades

El letrado especializado en mediación asegura que “el mundo online es un ejemplo de la eficacia de este sistema de resolución de conflictos”.

“La mediación ha llegado para quedarse. Es el mejor sistema de resolución de conflictos ahora y lo será en el futuro”. Con esta palabras explica Kevin Brown, presidente de Mediation International y organizador del segundo World Mediation Summit de Madrid, su confianza total en un procedimiento que todavía tiene que imponerse en Europa, pero que ya ha demostrado su valía en países como Estados Unidos, Canadá o Australia.

“La Unión Europea ha demostrado una clara apuesta por la mediación con la aprobación del Reglamento ODR y de la directiva ADR, que entran ahora en vigor, y que servirán para garantizar la posibilidad de someter a una entidad de resolución alternativa todos los litigios entre consumidores que se deriven de la compraventa de mercancías o la prestación de servicios.Sin embargo, queda mucho por hacer. Países como Reino Unido, Irlanda o Rumanía llevan mucho tiempo utilizando este sistema, pero en estados como Italia o Grecia, los ciudadanos tienen que empezar a comprender y ver la mediación como un sistema adecuado para resolver cierto tipo de conflictos”, apunta Brown.

Para este canadiense, que lleva 25 años realizando mediaciones en todo el mundo, España se encuentra en una situación privilegiada, porque ha sabido prepararse y ya ha cedido espacio a la mediación en conflictos familiares, laborales o empresariales. “España está preparada para dar respuesta a la normativa europea y ha hecho un buen trabajo de adaptación. Ahora sólo queda saber cómo se hará su implantación y que tiempo se necesitará para implementarlo”.

Bondades del sistema

Una de las razones de la cumbre internacional sobre mediación que organiza Brown entre el 30 de junio y el 2 de julio es justamente mostrar las bondades de esta herramienta a la sociedad española. Además de las habituales sesiones magistrales, se realizarán talleres de formación -algo esencial para Brown- en los que se mostrarán todas las posibilidades de la mediación, su alcance jurídico, así como las ventajas y los inconvenientes de este sistema de resolución de conflictos.

“La mediación no es un sistema nuevo, tiene siglos de antigüedad, pero su versión actual tiene muchas vertientes, entraña ciertas dificultades y es esencial aprender de los errores que se han cometido en países que llevan años utilizando este sistema. Ese es uno de los grandes objetivos de esta cumbre. Además, queremos mostrar que ésta es una herramienta muy eficaz para resolver problemas y rebajar la carga de trabajo de la Administración de Justicia”.

Aunque Kevin Brown es muy consciente de que la mediación tiene sus límites y que no puede cubrir la resolución de todas las causas jurídicas -“un asesinato o una malversación de fondos se tiene que solucionar en un tribunal”-, el mediador entiende que existen muchos conflictos cotidianos o empresariales para los que puede ser muy útil esta herramienta.

“El mundo online es un ejemplo claro de la eficacia de este sistema. Compañías como Amazon, Ebay o PayPal tienen millones de conflictos cada año. Su única preocupación es resolverlos rápidamente para que los consumidores no pierdan la confianza y para ello utilizan, con buenos resultados, la mediación online”, añade.

El canadiense apunta que la celeridad en la resolución de problemas es, quizá, el aspecto más relevante de la mediación. Sin embargo, también explica que para que ésta sea adecuada no se deben olvidar ciertos puntos clave, como que el profesional que se ocupa de ella esté siempre a la escucha, que muestre empatía por las partes y que siempre haga prevalecer la transparencia y la confidencialidad.

No comments yet

Seguridad Anti-Spam * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.